l expresionismo abstracto de

Robert Motherwell
en el Dolores Olmedo:

Me es necesario pararme en el piso temporal en el que fueron creados estos cuadros para poder entenderlo, ya que aparte de dejarme tocar, quiero entender que es lo que quería decir el autor. Lo primero que me llama la atención en la obra de Motherwell es el “automatismo puro” realmente alcanzado por él, ya que los surrealistas presumían de hacerlo pero realmente creo que no se alcanzo hasta esta escuela, la neoyorkina del expresionismo abstracto. La serie “Lápiz rojo” compuesta por varios cuadritos de tinta roja es un claro ejemplo de que Motherwell logro automatizarse. No existe el mas mínimo registro de razón en sus dibujos sin embargo son altamente intelectuales, y nos atacan a nosotros espectadores justo allí, en la razón; sin lugar a dudas fueron los cuadros que mas me atraparon, le siguió la serie “Suite África” que también se metió conmigo, pero desde un lado mas primitivo, mas visceral. También pude notar la influencia de las corrientes mexicanas de la época en la obra de Motherwell, principalmente en los colores: su base siempre fue el blanco y negro, y de allí despego evolucionando a colores mas vivos hasta llegar al collage, donde explícitamente se pueden observar varios dedicados a nuestro país. Muchas personas opinan que este tipo de arte no les habla, mas bien yo creo que nosotros tenemos que hablarle al arte, démosle lo necesario a esa substancia abstraída de la realidad para que pueda regresar y meterse con nosotros, en mi caso al menos, de eso se trata, y además el simple hecho de pararse frente a las dos grandes “all-over paintings” te transgrede al perder el foco hasta el punto de por unos instantes abandonar este plano, el de lo tangible, tan solo para regresar y poder focalizar todo desde otro punto de vista, tal ves el de lo intangible, si los poetas tienen razón.
 
EL EXPRESIONISMO ABSTRACTO
DE ROBERT MOTHERWELL
MUSEO DOLORES OLMEDO PATIÑO
Av. México 5843 Col. La Noria. Xochimilco, México DF
Tren Ligero: La Noria. Termina 25 de mayo 2008